El avance inevitable de la tecnología y el acceso cada vez más temprano a su uso se convierten en una combinación peligrosa para nuestros chicos, ya que es un vehículo más para que los pedófilos y acosadores sexuales lleguen a ellos.

El fenómeno “grooming”, consiste en un engaño pederasta. Un adulto, a veces haciéndose pasar por otra persona, establece conversaciones con menores de edad a través de internet con el claro objetivo de ganar su amistad y finalmente poder abusar sexualmente de ellos/as. Además, en muchos casos se busca introducir al/la menor en el mundo de la prostitución y pornografía infantiles.

Por esto, y porque los números realmente preocupan, Instagram ha desarrollado un sistema con el que intentará achicar los márgenes de acoso a adolescentes. La red social no permitirá que adultos envíen mensajes directos a usuarios menores de 18 años que no sean parte de su red de contactos.

Instagram permite usuarios desde los 13 años, pero en el caso de que el/la menor haya puesto una fecha de nacimiento incorrecta al momento de registrarse, la plataforma podrá deducir su edad mediante el registro de las actividades realizadas en la aplicación.

Además, los usuarios menores de edad que recepcionen mensajes o solicitudes de adultos recibirán avisos de seguridad por parte de Instagram si ese usuario ya ha enviado muchas solicitudes de amistad y mensajes a adolescentes. De esa forma, podrán interrumpir la conversación, bloquear a ese usuario y/o denunciarlo.

Esta nueva medida comenzará en algunos países durante este mes de marzo y se espera contar con esa herramienta de manera global en las próximas semanas.

En el año 2017, la empresa de telefonía móvil Movistar realizó la siguiente campaña audiovisual que recorrió el mundo entero y ha sido utilizada en diferentes ámbitos para alertar sobre el grooming.

 

MOVISTAR y “Love Story”- Excelente campaña de concientización contra el Grooming