La ocupación de los espacios públicos por parte de privados siempre es un tema de debate para la ciudadanía, y más aun para aquellos vecinos que habitan o transitan muy cerca de aquellas cuadras donde se montan locales que exhiben todo tipo de rodados. Radio Casilda y CasildaPlus.com estuvieron consultando y revisando archivos para conocer la ordenanza que reglamenta este tipo de situaciones.

La emisora estuvo en contacto con Pablo Calcaterra, secretario de Gobierno local, quien a raiz de la inquietud de algunos vecinos contestó: "Las empresas que se dedican a la venta de autos, por ejemplo, abonan un canon para ocupar un determinado espacio en la vereda. Está reglamentado por ordenanza, pero siempre tiene que haber un paso claro". Según reseñó el mismo funcionario, tiene que haber por lo menos un metro de distancia entre el frente del local y los artículos exhibidos. Además, los mismos no puede sobrepasar el cordón de la vereda.

La ordenanza es la N°2717/16, aprobada hace poco más de tres años. En la misma consta que la habilitación sólo se permite a "aquellas aceras que por sus dimensiones admitan la presencia de dichos vehículos". En los casos de moto vehículos y cuatriciclos los mismos deben colocarse a 45° paralelos al cordón y nunca en doble fila.

En el artículo 3, se explaya que "los comercios que incursionen en esta modalidad de exhibición de sus vehículos deberán concurrir al Departamento Tributario y completar con carácter de Declaración Jurada un formulario mediante el cual denunciarán la cantidad de unidades que emplazarán en sus aceras". Asimismo, se abona un seguro de responsabilidad civil ante cualquier eventualidad.

Finalmente, existe una tarifa obligatoria a pagar de acuerdo a la cantidad de artículos que se sitúen en la vereda. Se abona de forma mensual, anticipada, del 1 al 10 de cada mes. En tanto que si el pago es diario, se tributa por cada día y con (24) horas de antelación a la fecha de ocupación.

No todos conocen esta reglamentación o bien las omiten. Puesto que no son pocos los casos en los cuales el Departamento Inspección General tuvo que realizar intimaciones. En el último de los casos, las multas van desde las 10 UF hasta las 100.