Teniendo en cuenta que Omar Perotti como máximo referente del gobierno de Santa Fe estableció nuevas disposiciones para aquellas personas que deban de manera inevitable salir del territorio de la bota para llegar hasta las "zonas rojas", en la ciudad de Casilda se intensificará (ya se intensificaron), los retenes de ingreso ubicados en las afueras del ejido urbano.

 "A partir de este Decreto hay un control mas estricto para la gente que viaja a las zonas rojas, todo lo que es capital, AMBA, Chaco y Córdoba. Hay un permiso para quienes viajen por cuestiones de trabajo, los cuales tienen que ingresar al sitio web de la Municipalidad y completar un formulario de circulación o llamar al 423 729", señaló Jorge Arias, director de Tránsito en diálogo con Radio Casilda.

Según detalló el funcionario, no es habitual la circulación Casilda - zonas rojas, "solo se reciben llamados por cuestiones específicas", agregó. Entre las mismas pueden encontrarse personas o empresas que deseen ingresar a la ciudad por determinada cuestión, para eso se toma el reclamo, se fija la fecha y en caso que sea necesario acompañan al rodado en su paso por la ciudad.

Como base, se estableció que los choferes no puedan descender por ningún motivo de su camión. Si la carga que contienen y que tiene como destino Casilda no es muy grande, "se hace el trasbordo en el mismo retén, si se trata de algo más grande, acompañamos al conductor hasta el lugar de descarga", aseveró Arias. En todos los casos, se desinfecta el rodado y si es posible, también los productos que transportan.

Además, se trabaja en conjunto con el Área de Seguridad Alimentaria Casilda por lo que es estricto y riguroso el seguimiento que se dispone en cada retén. Tener que estar presentes todas las horas de la joranada hace que sea imprescindible contar con un gran equipo.

Al respecto, Arias comentó: "Estamos trabajando con cuarenta personas por día en los retenes", y se disculpó por no cumplir con la necesidad de algunos vecinos: "Quiero pedirle disculpas por el tema de las motos (denuncias por ruidos molestos, por ejemplo), pero por ahora no tenemos personal, cada uno de los que tenemos, está en los retenes".

Caminos rurales, evasión de controles e irresponsabilidad 

La conciencia social es clave en tiempos como los que se viven, es por eso que desde el Ejecutivo y con sus determinadas áreas aportan para poder incrementar la mayor cantidad de herramientas para evitar contagios. Pero, funcionarios se encuentran con que muchas personas buscar esquivar los operativos de tránsito utilizando caminos rurales alternativos.

Ante esto, el intendente Andrés Golosetti se reunió el fin de semana con Arias y el concejal Germán Zarantonello, de profesión agropecuaria fuera del recinto y nato conocedor de todos estos tramos que hoy recorren muchas personas, y así poder determinar los pasos a seguir.

Gracias al apoyo "incondicional" de los trabajadores rurales, como mencionó el director de Tránsito, se diseñó un plan de control que durante las distintas jornadas se concretará para reducir al máximo posible estas `trampas´ de algunos y algunas conductoras.