Los trabajadores casildenses afiliados al mencionado gremio acatarán la medida dictada desde la Seccional Rosario. El paro se desarrollará sin asistencia a los lugares de actividades durante este miércoles y jueves. Se garantizan las guardias mínimas y los menús de emergencia en los comedores.

Por supuesto, que la medida de fuerza tendrá su afección en el Hospital San Carlos. Quienes habitualmente atienden en mesa de entrada no estarán a disposición. Pero sí habrá personal médico. Por lo que quienes tengan turnos asignados deberán dirigirse directamente hacia el sector indicado.

El paro tiene su punto de conflicto en el reclamo por la falta de respuesta certera en relación a la estabilidad de miles de empleados precarizados. ATE exige el pase a planta permanente para el listado completo que se presentó y la garantía de que contarán con el bono de fin de año.

El cese temporal de actividades no se limitará únicamente a cortar las actividades. Porque también se estipulan jornadas de protestas. La primera de ella se concretará en la ciudad de Rosario, este miércoles partiendo desde la Plaza 25 de Mayo para culminar en la Plaza San Martín. En tanto que mañana, la movilización se trasladará a la ciudad capital de Santa Fe.