La gestión de jóvenes que encabezan la comuna de Bigand está en movimiento. En este caso, tomó la decisión de renovar su imagen y, desde el mes de julio, se identificará con un nuevo escudo.

“Es un cambio de logo para que quede mejor representada la Comuna del Pueblo. Elegimos identificar a la familia Bigand a través de un escudo, tal como se lo hacía en Francia que es el sitio original de todos ellos”, introdujo el tema Alejandro Ruggeri en el diálogo con Casilda Plus.

El presidente comunal detalló cada uno de los puntos que contiene el escudo, justificando así las modificaciones realizadas. “La ondulación de la parte superior imita a una ola del Arroyo Saladillo, que es propio del pueblo. En el centro está el Molino Harinero que fue instalado por Honorio Bigand, y es emblemático porque representa al sector industrial. La espiga de trigo es significativa en función de la producción agrícola, realzada en su momento por Víctor Bigand. También quisimos incluir el libro en el foco principal ya que siempre hay un intenso movimiento cultural, y porque es fundamental resaltar la educación para construir el futuro. El color celeste combina el de las banderas está incluido en la bandera nacional y en al provincial como factor común a ambas y el sol naciente es parte de la bandera de Bigand”.

Además del escudo que será presentado dentro de tres semanas, la comuna está trabajando en varios proyectos. Entre ellos, tomó relevancia el salón que se le agrega al Jardín de Infantes 113. En el mismo están colocados el piso y el techo, y están próximos a instalarse los servicios de gas y electricidad. La comuna se encargó de conseguir la mano de obra y los fondos provienen de las gestiones realizadas por el Senador Eduardo Rosconi, y el Senador Suplente Patricio Erceg, ex intendente del pueblo.  Desde la administración de Ruggeri ya piensan en la ampliación del Samco local, y la renovación de los sanitarios de la escuela primaria.