Las luces encendidas, los parlantes sonando y quien sabe la cantidad de personas que durante ese fin de semana llegan a Casilda. El sueño de un escenario mayor como el de Cosquín hace que los participantes arriben hasta la ciudad con las esperanzas a flor de piel. Pero eso ya no será así, al menos durante lo que queda de este año.

Es que según apuntan desde la organización, la cual está en manos del Casilda Club, los problemas económicos y la falta de soluciones en ese aspecto, hacen imposible la concreción de tan ansiado y esperado evento, una verdadera tristeza. No solo para los participantes, sino también para la comunidad en sí, teniendo en cuenta el movimiento que genera habitualmente el Pre Cosquín.

"Es una pena, pero debido a la situación económica, el Casilda Club decidió suspender el certamen por este año. Hablamos con la Comisión y nos guardan la sede para el año que viene", apuntó al aire de Radio Casilda Jorge Arias, representante y organizador de la iniciativa. Luego de 17 años es la primera vez que se suspende una sede de esta magnitud.

Según apuntó el propio organizador y representante: "Teníamos una ayuda importante de la Municipalidad y la provincia pero eso este año no llega". Y añadió: "Son dos días que ayudan a la ciudad con el movimiento de la gente, pero entendemos la situación en la que está el país".