Personal de la Agencia de Investigación Criminal de la ciudad de Casilda llevó adelante un procedimiento para esclarecer la denuncia de un vehículo supuestamente robado en ruta 178 en el límite de Los Molinos con Villa Eloisa.

Lo cierto es que a través de operativos que concretaron desde la A.I.C en la última localidad mencionada, dieron con partes del Peugeot 206 y la principal hipótesis que se manejaba, fue confirmada: se trató de un "autorobo". La causa está en manos de la fiscal Dra. Marianela Luna del Ministerio Público de la Acusación de la ciudad.

El motor estaba enterrado.
El motor estaba enterrado.

El sujeto que denunció fue el mismo que luego enterró partes del rodado (el motor por ejemplo) que fueron encontradas por personal de la Agencia de Investigación. Ahora, el mismo será imputado por la justicia por "falsa denuncia" y deberá afrontar las consecuencias legales que implica su accionar.

Vale aclarar que el vehículo denunciado como robado, meses atrás habría sufrido un siniestrado vial, logrando concluir a esta instancia que se trató de una falsa denuncia, maniobra para la defraudación a la compañía de seguros.

Una vez más...

Durante el correr de este año, hubo un denominador común entre los hechos en los que intervino la ex Policia de Investigaciones, y tiene que ver con que en varias ocasiones han dado con que los responsables de determinados hechos delictivos, entierran su motín (o en este caso, parte de su automóvil). Parece que han adoptado la misma mecánica aunque muchos, sin suerte.