Las idas y vueltas a la hora de dar el "sí" para ser parte del campeonato mayor de la Liga Casildense de Fútbol, la imposibilidad de presentar un equipo competitivo en básquet y las dudas que se generan en torno a la realización de eventos: son todas muestras de los conflictos que afronta Aprendices Casildenses.

La situación económica de la institución es realmente preocupante, por lo cual su presidente analiza la opción de que una empresa gerencie el club. Ricardo Bacalini aclaró en Radio Casilda que es una opinión personal y no algo hablado con el resto de la comisión directiva.

"Si se presenta la oportunidad y aparece gente potable, yo lo haría. Estoy de acuerdo con eso. Nunca se ha charlado en comisión directiva, pero si me lo preguntás a mí, yo te digo que sí", sostuvo el presidente de Aprendices Casildenses.

 

Chocho pasó 13 años al frente de La Academia, se tomó un descanso, y desde hace 9 volvió a ser presidente. Su esperanzas que es gente joven pueda sucederlo en el cargo, con ideas frescas que permitan resolver una actualidad económica sumamente preocupante.

Según sus palabras, el hecho de haber afrontado un juicio realizado por una ex empleada los complicó mucho. Además, se incrementó la deuda con la Empresa Provincial de la Energía que asciende a unos 200 mil pesos. A pesar de haber realizado un loteo de tierras, el costo del consumo mensual de la energía es de alrededor de 35 mil por bimestre, lo cual genera permanentes balances deficitarios porque no alcanza a cubrirse con lo que pagan de cuota los socios.

Mientras busca subsidios y esperan los cobros de los derechos de formación tras la venta a River de Franco Armani, los cuales comparte con Alumni, Bacalini gestiona un subsidio especial en el consumo de la energía para una entidad que desde hace cien años está asentada en el corazón de Nueva Roma.