Los 55 milímetros de lluvia que cayeron el fin de semana ocasionaron inconvenientes en distintos sectores de la ciudad. Algunos lo sufrieron mucho más que otros. Tal es el caso de una familia que tiene una humilde vivienda de chapa en la esquina de Oncativo y Las Heras.

El agua fue subiendo en una de las últimas arterias de barrio Nueva Roma, justamente en un trayecto por el que pasará la futura circunvalar norte. La poca absorción que tiene ese sector hizo que el líquido ingresara en una pequeña casa y generara algunas pérdidas. Según contó Miguel, habitante de ese espacio y padre de tres hijos, se mojaron colchones y ropa de cama.

“No es la primera vez que nos sucede. Y si bien hubo vecinos que nos ofrecieron la posibilidad de mudarnos temporalmente no queremos hacerlo por temor a la inseguridad”, agregó el hombre.

A muy pocos metros de la humilde vivienda se está encarando la construcción de una casa de material, aunque la obra está parada porque los camiones no pueden ingresar debido al barrial.

Todos aquellos que deseen colaborar, pueden acercar donaciones a Las Heras 3119. Fundamentalmente se piden zapatillas o calzados del número 22 y 27.