La máxima figura de la Liga Casildense en los últimos tres años se marcha a otro destino futbolístico. El campeonato pierde una estrella. Alberto Marino vuelve a la Chañarense para jugar en Independiente de Chañar Ladeado.

El bicampeón con Atlético Pujato y subcampeón del certamen 2016 con Belgrano de Arequito recibió una oferta que lo convenció. Después de marcar 20 goles y llevar al Azul a pelear bien alto, regresa a un certamen en el que también supo destacarse.

“En esta Liga me siento muy cómodo, ya la conozco. No llegué a un arreglo con Belgrano y para el 2017 tengo todo hablado con la gente de Independiente de Chañar, ya se puede decir que soy jugador de Independiente”, contó Beto en Radio Casilda.

La noticia sacude el mercado de verano del fútbol de la región aunque Marino agregó que su nuevo equipo “es un club muy grande que siempre pelea cosas importantes y estoy muy contento de arreglar ahí”.

Desde lo personal, con dos vueltas olímpicas en el Pincha, y un Apertura con La Pantera, su balance es positivo. “En Pujato hice bien mi trabajo. Belgrano es un club bárbaro, de gente muy pasional. No pude darle la mayor alegría pero me voy muy conforme”, culminó el atacante que se va con sus goles a otra parte.