La insólita situación ocurrió esta tardecita en el barrio Nueva Roma. Más precisamente en un local situado en calle Bogado al 2300. Aparentemente, un joven ingresó con malas intenciones y aprovechó un descuido de los dueños para tomar la plata de la caja registradora, más algunas mercaderías. Pronto fue delatado y rodeado por los vecinos del lugar.

Según la información que recibió CasildaPlus.com, el malhechor tomó el dinero mientras la familia se encontraba en la parte trasera de la vivienda. Dado que el negocio funciona en el frente. Pero para alivio del kiosquero, alguien advirtió los movimientos del ladrón y le indicó quien había sido el culpable.

Inmediatamente, el hombre que fue víctima del hurto, fue a buscar al presunto culpable para exigirle la devolución de sus pertenencias. Incluso varias personas se agolparon en el lugar donde el delincuente intentaba ocultarse. No tardaron en llegar los móviles policiales para tomar cartas en el asunto.

Si bien no hay una confirmación oficial, todo apunta a que el ladrón sería un menor de edad. Quien ya fue trasladado hacia la Unidad Regional.

Corridas en el lugar del robo.
Corridas en el lugar del robo.