El intendente Juan José Sarasola lanzó un paquete de medidas con el objetivo de promover espacios en los cuáles se construyan viviendas. La idea es facilitar el acceso a un hogar, a los casildenses que hace años buscan un techo. El plan, aún debe ser aprobado en el Concejo.  

Entre las herramientas que se van a poner a disposición de los vecinos de Casilda que necesitan acceder a un terreno o a una vivienda, la más saliente es la del sorteo de 70 terrenos que son propiedad del municipio y serán destinados a quienes se han inscripto en el programa ProActivo. Sarasola aclaró que los terrenos se van a comprar, a un precio menor que al que se valúan en el mercado, y que según el caso se pensará en cuántas cuotas dividir ese costo. 

Otra de las medidas apunta a los que habitan una tierra que está en comodato, algunos en situación irregular desde hace años. A ellos también se les propondrá un plan en cuotas para hacerse con la vivienda en la que residen. El dinero que se obtenga de la venta se reutilizará para crear un instituto de la vivienda.

Este último punto refiere a la promoción de un instituto municipal, tal cual sucede en ciudades del norte santafesino. Aquí se impulsará un ente que dinamice el acceso a la vivienda, sin que la Municipalidad sea la única con potestad de tramitar las tierras.

Respecto del nuevo paradigma que quiere instalar el municipio, se modificará la sobretasa que pagan los propietarios de terrenos baldíos. Progresivamente, quienes sean dueños de terrenos abandonados y que son poseedores de otras tierras, pagarán una sobretasa cada vez más alta debido a que ocupan un espacio desaprovechado.

En Nueva Roma C se expropiarán terrenos. La necesidad hace que el municipio avance más rápido sobre tierras libres que en el barrio están a nombre de Juan Pescio, uno de los fundadores de la Villa Casilda, para que estas pasen a manos del municipio. La idea es que quienes ya viven allí, regularicen su situación, y que el resto de los lotes deshabitados se pongan a disposición de gente que quiere adquirirlos.

La Provincia también lanzó un programa llamado Lote Propio, que alcanza a los vecinos que no tienen su vivienda y poseen un único lote. Hay cupo para diez aspirantes que deben registrarse en un registro digital que figura en la web del gobierno santafesino