El fin de semana se llevó adelante la ceremonia de dedicación del templo y la Virgen de Lujan, consagración del altar e inauguración del campanario. El acto y misa, de suma importancia para los vecinos del barrio Alberdi, contó con la presencia del arzobispo de Rosario, Monseñor Eduardo Martín.

El campanario ya está listo.
El campanario ya está listo.

Las obras de la torre que da hacia calle España llevaron un tiempo, aunque significaron la ampliación de un edificio que recientemente celebró su cincuentenario. El cura parróco de la capilla, Padre Walter Luque, aseguró que todo se dio gracias al esfuerzo de la gente del barrio, la cual colaboró de forma desinteresada.

Por otra parte, el prebístero habló de la ceremonia del sábado por la tarde y contó: "Es una forma de cumplir con el deseo del Dios todo poderoso, que desde las épocas del antiguo testamento quería que el pueblo de Israel le presentara las edificaciones donde se lo adoraba".

Además de la presencia de miembros de la comunidad eclesiástica, se llegaron hasta el lugar autoridades políticas, como el Senador del Departamento Caseros, Eduardo Rosconi.