Atlético Nacional de Colombia vive un presente inmejorable, ya que es uno de los mejores equipos de fútbol del continente, con logros que se multiplican. Un casildense es uno de los grandes protagonistas del conjunto y lo demuestra en cada partido: se llama Franco Armani y jugará una nueva final con el Verdolaga.

Este jueves por la noche el conjunto cafetero accedió a su segunda final continental del año. Tras igualar 0 a 0 con Cerro Porteño de Paraguay, definirá la Copa Sudamericana. El empate 1 a 1 conseguido días atrás en Asunción les permitió pasar de fase.

El gran protagonista del encuentro fue El Chili, que tuvo atajadas superlativas para que su equipo pueda mantener el arco en cero y ganarse el pase a la instancia decisiva. 

“Estuvimos bien parados, así que felicito a mis compañeros por el buen comportamiento de hoy. A seguir poniéndole todo”, destacó el casildense tras el partido.

A mitad de año, los colombianos se quedaron ya con la Copa Libertadores y allí también el casildense fue uno de los grandes valores. Hace pocos días ganaron la Copa Colombia, torneo doméstico que le permitió a Armani convertirse en el jugador más ganador en la historia del club.

Ahora, con la posibilidad de jugar la final de la Sudamericana, Nacional y Armani pueden seguir haciendo historia. El próximo miércoles recibirán en Medellín a Chapecoense de Brasil, equipo que en semifinales dejó en el camino a San Lorenzo de Argentina.

Tras la reciente victoria, el arquero casildense se acordó de sus amigos y su ciudad, y les dejó saludos. Así lo replicó en la red social Twitter el ex jugador de la selección argentina de fútbol Juan Pablo Sorín: