Unión Casildense está pasando por un momento complejo. El último domingo cayó en Nueva Roma frente a Aprendices, que acumulaba siete derrotas consecutivas, y se alejó de la zona de clasificación en esta segunda ronda.

El Tricolor quedó a cinco unidades de Unión Deportiva cuando solamente restan cuatro partidos, es decir, que hay doce puntos en disputa. El elenco de Adrián Pradolini deberá medirse con 9 de Julio, el líder absoluto de la competencia y para enfrentarlo, los hinchas decidieron hacer su parte.

En redes sociales, motivaron un banderazo previo a la última práctica del equipo antes de medirse con el Pulgón. Los simpatizantes de barrio San Carlos se autoconvocaron en Parque Casado donde se encontrarán a las 20 para demostrar el apoyo al plantel y cuerpo técnico.

En las últimas dos jornadas, Unión deberá enfrentar a Huracán de Chabás y Arnold, dos conjuntos que a priori son accesibles, y entre los cuales puede sacar la ventaja que necesita de cara a repetir la clasificación de la primera parte y evitar los octavos de final.