El viernes fue un día sumamente agobiante, pero terminó de forma muy relajada para aquellos que le pusieron fin a su semana laboral. Una de las propuestas más convocantes para relajarse fue la que organizó la Secretaría de Educación y Cultura en el centro geográfico de la ciudad.

Se montó un escenario en la esquina de Lisandro de la Torre y Sargento Cabral, frente al Arbolito de Navidad, por el cual desfilaron cuatro propuestas distintas y atrapantes. Los chicos de la Orquesta de Guitarra de la Benito Quinquela Martín brindaron un concierto estridente de la mano de maestros como Juan Carlos Carreras y Hugo Frattín.

Sergio Dal Lago estuvo acompañado por amigos y artistas locales para hacer un nuevo homenaje al rock nacional en su 50 aniversario. En este caso, el show se denominó Indómitos y tuvo el mismo tenor que las puestas que se vieron en el Teatro Dante y el Concejo Municipal.

GRUV presentó su primer disco en sociedad, el cual incluye 12 temas de su autoría. Pusieron a cantar a todo el mundo en el comienzo de una gira que los hará recorrer varios puntos de la región.

Y no podía faltar la música de Maquiavelos para ponerle más power a la velada. El cuarteto que lidera Viti Parma también hizo de las suyas.

El público acompañó en buena medida. Algunos se llevaron reposeras, los más jóvenes se sentaron en el cordón de la vereda o simplemente en el césped. Las sinfonías duraron hasta las 2 de la mañana, cuando el tránsito fue liberado en la zona.