El ministro de Seguridad de Santa Fe es uno de los más singulares integrantes del gabinete de Omar Perotti, pero también de los que más insiste desde el comienzo de su gestión con la reforma integral que necesita el Poder Judicial. En ese sentido, utilizó sus redes sociales para volver a remarcar que la lucha contra la narcocriminalidad, debe empezar por la concreción de un nuevo sistema acusatorio penal.

"Hay transformaciones institucionales que en la provincia de Santa Fe son indispensables e impostergables a los efectos de tener éxito en la lucha contra la criminalidad compleja", escribió Marcelo Saín en cuenta personal de Twitter. Enseguida recordó que el presidente, Alberto Fernández, había anunciado el 1 de mayo pasado una futura reforma judicial profunda, que apuntaba, sobre todo, a cambiar la realidad de urbes como Rosario y Santa Fe.

En su moment0, Fernández sostuvo que el reordenamiento tendría "un sentido federal". Aumentando la actuación de jueces y fiscales en las dos ciudades preponderantes de la Provincia. Se proyecta la creación de una nueva sala y una Secretaría de Narcotráfico en la Cámara Federal de Apelaciones de Rosario. Algo que ayudaría a fortalecer el MPA. Para ello se necesitará crear nuevos cargos auxiliares fiscales y asistentes fiscales bajo la órbita de un fiscal coordinador de distrito.

Finalmente, se habla con fuerza de la aparición de de un juzgado federal, una fiscalía y una defensoría federal en la ciudad de San Lorenzo. Orientada a la investigación de la trata de persona, el lavado de dinero y el narcotráfico.

"Los anteproyectos de ley elaborados por el Ministerio de Seguridad de Santa Fe apuntan a fortalecer la capacidad institucional de nuestra provincia, a tono con la propuesta de nuestro presidente", cerró Saín.