Durante miércoles y jueves de esta semana, el hospital San Carlos de Casilda tiene atención restringida por paro de trabajadores de Siprus (Sindicato de Profesionales Universitarios de la Sanidad).

No hay atención en los servicios de laboratorio, asistencia social, farmacia, psicología, y otros profesionales de la salud también adhieren a la medida.

El Ministerio de Salud de la provincia, a través de la Secretaría de Planificación Estratégica y Recursos Humanos, informó que se evalúa descontar los días no trabajados a las personas que adhieran a la medida de fuerza anunciada para esos días por Siprus en los efectores públicos de salud provinciales.