Este miércoles por la mañana se llevó a cabo la audiencia imputativa por el reciente hecho de violencia ocurrido en la ciudad, cuya víctima fue una mujer que resultó herida con un hacha. Se resolvió darle 30 días de prisión preventiva al agresor, como medida cautelar, mientras continúa la investigación.

La sede local del Ministerio de Público de la Acusación (MPA) fue escenario del proceso, donde la jueza Mariel Minetti hizo lugar al pedido de la fiscal Marianela Luna de que el agresor, un hombre mayor, reciba un mes en prisión. El imputado estuvo presente junto a su defensor, el abogado y presidente del Concejo Deliberante de la ciudad Mauricio Plancich.

“En la audiencia se hizo conocer al imputado el hecho que se le atribuye y solicitamos la medida cautelar. Por su parte, la defensa pidió estudios psicológicos y psiquiátricos pertinentes, alegando una posible disminución en sus capacidades mentales y solicitando, en su momento, una posible internación”, explicó la fiscal Luna.

La prisión preventiva para el agresor corre desde el 17 de octubre. Se aloja en la alcaidía de la Unidad Regional IV de policía, en Casilda.

Respecto del violento hecho ocurrido el fin de semana, Luna dijo que sucedió “en el interior de un domicilio donde habitaba la víctima y el agresor". En un momento "empezó una discusión y el hombre se pone agresivo, va al patio y toma un hacha de mano y comienza a querer golpear a la mujer, que en un principio se defendió con una silla pero la golpeó en la cara provocándoles serias lesiones y debió ser trasladada al nosocomio local”, precisó.

La mujer, de unos 40 años, fue internada en el hospital San Carlos de la ciudad. El vicedirector del centro de salud, Paulo Rubio, dio detalles de lo ocurrido e indicó que la víctima debió recibir sutura debido a las heridas recibidas. “Tiene cuatro heridas graves y un corte profundo con deformación de rostro”, indicó Luna.

Desde la Fiscalía de Casilda siguen de cerca el estado de salud de la mujer, quien continúa la recuperación con un tratamiento ambulatorio.

En cuanto al vínculo entre víctima y agresor, la doctora Luna explicó que es “familiar pero no tienen lazos de sangre. El vínculo directo es con la pareja de la mujer”. Y agregó que el día de hecho, “la pareja de la víctima había viajado a Buenos Aires”.