Dos hechos pusieron en la agenda de la ciudad los abusos a mujeres. Al caso de una chica de 18 años que fue abordada por un hombre mayor en la madrugada del sábado, se sumó otro que se registró en el seno de una familia numerosa.

Hace unos meses, una de las adolescentes miembro de esta familia contó en la escuela a la que concurre lo que venía sufriendo. Según detalló, uno de sus hermanos abusaba de ella y de otra hermana. Explicó que en el momento no pudo hacer la denuncia por ser menor de edad. Tampoco pudo hacerlo su hermana, que padece una discapacidad. Una tercera hermana registró los hechos. Después que esto suceda, el hombre tomó represalias.

La situación fue descripta por Sonia Lucci, referente de la Casa Mujer Libre. "Antenoche, este individuo rompe la puerta de la casa, entra con cuchillo y las chicas logran evitar que las agreda. Llamaron al Comando y fue detenido, pero al otro día estaba en libertad y volvió a amenazarlas", dijo Lucci en Radio Casilda.

La Fiscal Lorena Aronne tomó cartas en el asunto, se comunicó con las titulares de la Casa de la Mujer y luego imputó al hombre por violación de domicilio, prohibición de acercamiento y el uso de un arma. Esta causa se reflotó después de haber sido archivada en el año 2008, cuando comenzaron los abusos.