El máximo mandatario que tiene la ciudad se expresó en la misma línea que lo hicieron sus pares del Departamento Caseros. En medio de la reunión por la discusión salarial con Festram, se enteraron de una noticia que vuelve golpear las arcas municipales y comunales. La quita del Fondo Federal Solidario significará otro obstáculo para encarar obras menores que se venían proyectando. 

Los números que recibían las localidades de la zona.
Los números que recibían las localidades de la zona.

Para Sarasola, la medida del Gobierno Nacional es cuanto menos "desacertada y con una visión económica errónea". Según su parecer, lo más increíble es que los montos ya estaba presupuestados para este 2018. Solamente la capital de Caseros iba a recibir cerca de 5 millones de pesos en estos doce meses. 

“Volvemos a un esquema donde el que va a acaparar todos los recursos es el Gobierno Nacional”, manifestó con pesadumbre el Intendente. En ese sentido, adelantó que evalúan encarar alguna medida jurídica a través de la Subsecretaría Legal y Técnica.

Por otra parte, Sarasola aclaró que la evaporación de este dinero no tendrá efecto en las obras destacadas que están en ejecución. Aunque sí podrían ser un retroceso para otros proyectos menores como: mejorado, ampliación de red de cloacas o reparación de pavimiento.

El Fondo Federal Solidario surgió en 2009, como parte de un reclamo de las provincias que exigían una coparticipación de la rente que se obtenía de sus tierras. Así se creo el denominado Fondo Sojero, que otorgaba un 30% de las retenciones a los Gobiernos Provinciales, para luego ser redistribuidos a los municipios y comunas.