El último domingo se celebraron a lo largo de todo el territorio nacional las elecciones que eligieron a nuestros nuevos gobernantes. En Beravevú el candidato por Juntos Leonardo Bagnasco consiguió 713 votos mientras que el referente del Frente Progresista Cívico y Social, Tomás Sorribas, 733.

A raíz de esto y en diálogo con Radio Casilda, Bagnasco señaló: "Realmente no esperábamos este resultado, sabíamos que la disputa iba a ser peleada porque se jugó en Beravevú con todo el aparato provincial, sabíamos que nos iban a cascotear de esta forma pero creemos en la democracia y esto fue lo que votó la gente".

Además agregó que "si en algún momento tenemos que volver, la idea va a ser la misma, nosotros no hicimos clientelismo político, nosotros vinimos a trabajar para mejorar el pueblo y lo hicimos". Y siguió: "Hoy la mitad del pueblo está triste, yo no me imaginé que iba a ser así".

"Esperamos que le vaya bien, que puedan conservar las cosas que hemos hecho y tengan continuidad porque hay gente que le saca provecho a estos cambios y le hace mal a la comuna como institución", señaló el actual presidente.

A su vez, el entrevistado  confió: "Esperemos que les vaya muy bien, se repartieron muchos cheques comprando las voluntades, hablamos de hacer algo y pedir explicaciones de los cheques que llegaron a Beravevú como así también a Sanford, Villada y Casilda, hubo esa forma de hacer política por parte del estado provincial", apuntó.

Para cerrar explicó que "esto empezó en elecciones anteriores, ya hubo denuncias por la cantidad de cheques que habían salido personalizados del Ministerio de Desarrollo Social y en estas últimas elecciones también se repitió esto".

Lo cierto es que el actual mandatario máximo de la comuna dejará su cargo en diciembre tras conseguí la aprobación de un 48.14% de la población frente a un 49.49% de Sorribas. En tercer lugar y con 22 votos a su favor se sitúa el candidato de Cambiemos Emilio Bruscke.

Escuchá la palabra de Bagnasco en diálogo con Martín López