Los robos en los clubes de la ciudad son moneda corriente. En las madrugadas casildenses, las sedes sociales quedan vacías y, aunque estén ubicadas en el centro donde las calles son transitadas, suelen recibir visitas poco agradables. Otra vez le tocó al Club Social Casilda. Es el tercer robo en cuatro meses.

La repisa del TV de la sede del club Social quedó vacía
La repisa del TV de la sede del club Social quedó vacía

En la madrugada de este viernes, ladrones ingresaron rompiendo los vidrios de una puerta que ya había sido violentada en otra oportunidad. Cuando la secretaria de la institución llegó al lugar para trabajar, se encontró con el nefasto paisaje. Llamó entonces a la policía, habló con el conserje y luego de revisar el lugar, comprobaron el faltante de un televisor LED y tres kilos de café en granos que estaban embolsados.

Se deduce que los asaltantes habrían ingresado por la parte trasera del patio que da a calle Zeballos, luego de saltar el tapial. Salieron por el mismo sitio, aunque antes bebieron un poco de champán y cerveza. Dejaron huellas del brindis: los envases vacíos. 

El modus operandi y el botín hacen recordar a otro episodio parecido, ocurrido en la sede del Círculo Deportivo Casilda, distante a pocos metros de la sede del Social. "Estamos muy próximos y les robaron igual que acá. Fue un tele, un par de bebidas y rompieron un vidrio", manifestó Romina Villa, la Secretaria del Club Social en Radio Casilda. "Estuvimos averiguando en el robo anterior, y por la lejanía de las cámaras no alcanzan a registrar el frente del club", agregó. 

 
Además de los hechos de vandalismo ocurridos en el Círculo Deportivo y el Social, en febrero robaron la sede de Banfield, en marzo la de Unión, y en abril, los vestuarios de Aprendices. Los clubes de Casilda definitivamente no tienen respiro.