Cansados de vivir con esta gran montaña de basura, un grupo de vecinos solicitó el móvil de Radio Casilda para hacer oír el reclamo. "Es un asco, la gente espera que terminen de juntar los recolectores para venir a tirar de nuevo", anunció una de las damnificadas del Barrio Nueva Roma "B".

No hay canastos, todo queda sobre la vereda, "apenas limpian, la gente tira de todo acá, esto es un desastre", anunció otro de los frentistas. Lo preocupante es que en ocasiones se han visto a pequeños revolviendo las bolsas desechadas en las cuáles se encontraron hasta material hospitalario.

"No se puede vivir así", manifestaron estos vecinos que a su vez solicitan que todos hagan un esfuerzo para poder mantener limpio el lugar. Lo cierto es que el basural tiene una dimensión de unos cinco metros de largo por cuatro metros de ancho.

Según lo manifestado "el canasto sería lo mismo, acá la gente se tiene que educar, es una pena, es un dolor ver el barrio así" cerró uno de los referentes del reclamo. El olor inunda la zona, "llegamos a ver hasta una cabeza de vaca", anunciaron. Los residuos descansan sobre la esquina gracias a la falta de conciencia de otros ciudadanos que sin inconvenientes arrojan lo que se le ocurra en el lugar.

El relato de los vecinos