*https://www.rosarioplus.com/ennoticias/Choque-fatal-en-zona-sur-imputaron-al-joven-por-un-delito-mas-grave--20190311-0010.html*
*/contenidos/2019/03/11/noticia_0010.html*

Choque fatal en zona sur: imputaron al joven por un delito más grave

La jueza penal Marcela Canavesio imputó este lunes al joven que chocó y mató a un hombre la semana pasada en la avenida San Martín por un delito más grave que el habitual "homicidio culposo" que se aplica para los accidentes de tránsito. La figura delictiva solicitada por la fiscal Valeria Piazza Iglesias –homicidio simple con dolo eventual– prevé una pena de hasta 10 años de prisión efectiva. Por lo tanto, el imputado, Gastón Abrahama Duglovitzky quedó en prisión preventiva, a la espera de juicio. Antes de eso, pidió perdón a los deudos de Fabián Cragnolino, el hombre que murió al ser embestido por aquél.

"Homicidio simple con dolo eventual", es la carátula requerida por la fiscal ante el tribunal que este lunes se desarrolló la audiencia imputativa contra Duglovitzky,de 21 años, en el Centro de Justicia Penal, situado en Sarmiento y Virasoro.

La audiencia transcurrió en el interior del edificio judicial, mientras en la explanada exterior aguardó un grupo de allegados a la víctima, oriunda de Ibarlucea, donde ocupaba el cargo de tesorero comunal.

Se llamaba Fabián Cragnolino y tenía 45 años. Murió el miércoles a la noche, cuando la camioneta Renault Kangoo de la empresa Lime que conducía por calle Garibaldi fue embestida con violencia por el Ford Focus que conducía Duglovitzky sobre avenida San Martín.  Cragnolino estaba trabajando en ese momento como supervisor del servicio de recolección de residuos.

 

El accidente causó suma indignación pública cuando trascendieron videos que Duglovitzky había subido a la red social Facebook en los que alardeaba de su auto y su manera de conducir: llegaba a acelerar hasta 160 kilómetros horarios, según decía, mientras se filmaba con su celular conduciendo por la principal avenida de la zona sur.

El joven conductor fue detenido el jueves en su casa, cercana al lugar del choque

El abogado defensor del acusado, José Luis Abichaín Zuaín, intentó relativizar la responsabilidad de su cliente, según anticipó en declaraciones radiales. Pretendió que el semáforo estaba intermitente y que por Garibaldi (calle por la que conducía la víctima) hay un cartel de "Pare" que obliga a detenerse tanto como si se tratara de un semáforo en rojo.

La fiscal replicó que Cragnolino se detuvo ante el cartel de Pare y que continuó la marcha al no advertir peligro. Pero eso mismo indicaría la alta velocidad del Focus, que apareció fatalmente y embistió la Kangoo en su lateral izquierdo.

La figura delictiva requerida por la fiscal Piazza Iglesias refiere a una acción temeraria que una persona realiza, a sabiendas de que puede causar una muerte y, sin embargo, no se detiene y persiste en dicha acción hasta que finalmente provoca el desenlace fatal. El Código Penal depara una pena de hasta 10 años de prisión efectiva para quien resulte condenado bajo esa tipificación delictiva.

Su primer antecedente en la Justicia local lo tuvo en 2017, cuando un tribunal condenó al mecánico Juan Carlos Schmitt a 9 años de cárcel por conducir un auto a más de 120 km/h por la diagonal Río Negro, en barrio Belgrano, en marzo de 2016. En esas circunstancias, atropelló y mató al cadete Damián Orgaz, de 26 años, que circulaba en una moto. El fallo fue refrendado por la Cámara de Apelaciones el año pasado. 

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de casildaplus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo