El color del lunes es difícil de definir en la ciudad. Amaneció gris, con lluvia, luego fue de cielo limpio y celeste, tuvo ratos de un fuerte sol y otros momentos de nubes blancas que de a poco volvieron al gris, nublado. El clima pasó por todas sus instancias.

Además de la pronunciada humedad y los 26 milímetros registrados durante la madrugada, bajó un poco la temperatura y sopló un viento de 35 km/h. De a ratos nos vestimos de mangas cortas pero siempre con la campera impermeable bajo el brazo. 

Así será la semana. El martes estará despejado, el miércoles nublado parcial y el jueves vuelve a aparecer el agua. Al menos eso indica el Servicio Meteorológico Nacional que anuncia mínimas superiores a los 10º y máximas que no van a superar los 20º.

Hasta el mediodía del lunes, el clima se volvió loco. El sol se escondió y salió varias veces.
Hasta el mediodía del lunes, el clima se volvió loco. El sol se escondió y salió varias veces.