Casilda se sumó al reclamo nacional por el fin de la violencia contra las mujeres. En pleno centro de la ciudad se realizó una intervención urbana.

La convocatoria de bajo la consigna #NiUnaMenos y #VivasNosQueremos, que se replicó en todo el país y también a nivel internacional, reunió en Buenos Aires y Sarmiento a varias mujeres casildenses, entre ellas integrantes de agrupaciones y vecinas.

Sonia Lucci, titular de la Casa de la Mujer Libre, fue la encargada de brindar unas palabras, señalando la importancia de la convocatoria y la necesidad de evidenciar el reclamo para poner fin a la violencia contra la mujer.

Calificó la intervención como “positiva, porque han venido muchas mujeres vestidas de negro por el luto de las víctimas. Todo suma en esta lucha”.

Entre las actividades que realizaron, “colocamos numerosas fotos de víctimas, colgamos remeras manchadas de sangre (tempera) y una compañera simbolizó a una víctima dentro de una bolsa y con las manos atadas”, agregó.

Sonia resaltó la importancia de que este reclamo haya tenido su réplica en el país y también en Sudamérica y otros países del mundo. La violencia contra la mujer “es una situación que se repite a lo largo del mundo”, lamentó.

El reclamo de fin a la violencia contra la mujer tiene su continuidad a partir de las ocho de la noche en Plaza de los Mástiles, con una actividad organizada por la Corriente de Mujeres, donde se lee un documento adhiriendo al reclamo.