La Federación Agraria Argentina le pidió a la jueza del fuero Civil y Comercial N° 7 de Casilda, Laura Babaya que no ordene el desalojo de un grupo de pequeños productores agropecuarios que históricamente explota unas tierras en litigio judicial. Paralelo a ello, elaboró un video que expone de qué se trata la vida de esos colonos amenazados en las afueras de la localidad de Bigand.

El pedido, expresado a través de una carta, está firmado por Omar Príncipe, presidente de la entidad, y señala la necesidad de expresar “preocupación por la angustiante situación que atraviesan los agricultores familiares de la localidad de Bigand, provincia de Santa Fe, los cuales se encuentran en situación de desalojo inminente bajo la carátula Expediente N°796/2013 Fundación Honorio Bigand de Asistencia y desarrollo solidario y otros, contra Marinucci Oscar y/u Otros”.

La misiva destaca que la Federación Agraria Argentina “siempre acompañó a estas familias en la lucha por la defensa de sus derechos, haciendo especial hincapié en la función social de la tierra y no solamente como el objeto de diversos negocios inmobiliarios”.

Y recuerda que la provincia de Santa Fe “adhirió a la Ley de Agricultura Familiar y que la misma, en su artículo 18, contempla la suspensión de desalojos a agricultores familiares, campesinos e indígenas, lo cual encuadra perfectamente con el conflicto de la familia Marinucci -un fallo histórico en favor de una familia campesina en Palma Sola, Jujuy, sentó precedente en este sentido-“.

Ante todo esto, desde Federación Agraria señalaron: “Solicitamos que se incorporen al expediente las novedades legales con respecto a dicha ley, tanto a nivel nacional como provincial, exigiendo igual trato a nuestros representados ya que son agricultores familiares registrados en el Renaf (Registro Nacional de Agricultura Familiar) y que quede sin efecto inmediatamente la intimación de desalojo que pesa sobre ellos”.