De manera unánime, los concejales de Casilda expresaron su preocupación por la deuda de Pami respecto de alimentos para los abuelos que viven en la residencia Avelino Lóttici. Los ediles sancionaron un proyecto de declaración para pedir “a las autoridades de Pami Nación que se envíen los fondos destinados a la compra de alimentos para los residentes" del espacio casildense "atento a la mora a proveedores, en la actualidad”.

Son once los abuelos a los que actualmente se les da las cuatro comidas diarias: desayuno, almuerzo, merienda y cena.  

De acuerdo a lo que se indica en la iniciativa, la deuda de partidas destinadas a la compra de alimentos comenzó en mayo, pero ese mes ya fue saldado, por lo que la deuda actual comenza en junio. Dada esta situación, el comerciante que provee  artículos comestibles al hogar “pone de manifiesto que es complejo para su firma seguir afrontando los costos que le insumen mantener una deuda de tales características”.

Se señala también que “el particular ha comentado que mantiene conversación con distintas autoridades de Pami, desde hace meses, y que nadie le da una respuesta”, motivo por el cual recurre al cuerpo legislativo nacional solicitando intervención ante el ente nacional. "Es necesario dar solución a esta problemática, “ya que puede afectar directamente la provisión de alimentos de los residentes”, agrega el proyecto recientemente sancionado por el Concejo.

El propio presidente del cuerpo legislativo de la ciudad, Mauricio Plancich, habló en Radio Casilda sobre esta situación:

Casildaplus.com pudo dialogar con uno de los propietarios de la empresa que aporta la comida al Avelino, quien confirmó la situación y explicó que días atrás le cancelaron la deuda de mayo pero que aún deben ponerse al día en lo relativo a junio, julio, agosto y septiembre. El inconveniente radica en que las órdenes de compra están trabadas en alguna instancia del organismo nacional. Se trataría de una cuestión administrativa. 

Esta empresa trabaja hace 9 años aportando comida a los abuelos. Si bien a fines del año pasado comenzaron los inconvenientes en el pago, nunca se había adeudado más de un mes, ya que las deudas se saldaban bastante rápido. No es lo que ocurre en esta oportunidad.

En tanto que desde Pami Casilda reconocieron que existe este atraso de cuatro meses en el pago, pero manifestaron que es inminente la regularización. Explicaron que días atrás se pagó mayo y prometen ponerse al día en breve. 

Además, manifestaron desconocer que la situación había llegado al Concejo, con cuyos integrantes se pondrán inmediatamente en contacto para trabajar de manera coordinada y agilizar acciones.

La titular del organismo en la ciudad prometió dialogar el lunes con Radio Casilda para aclarar el tema.