El hecho ocurrió durante el fin de semana en la localidad cordobesa, al límite con Santa Fe siguiendo la ruta 92. En un apartado cercano a la costanera donde se concentraron cientos de jóvenes. Que no contentos con romper las normas sanitarias y de distanciamiento, desafiaron a la autoridad policial. Hubo repudio de vecinos y profesionales de la salud.

Según los testimonios off the récord que se desprenden y las imágenes que se viralizaron a través de redes sociales, había alrededor de mil personas congregadas. El evento social duró hasta largas horas de la madrugada y ni siquiera pudo ser controlada por las fuerzas de seguridad. Quienes fueron recibidos hostilmente. Incluso se pudo ver a uno de los protagonistas, saltando sobre uno de los móviles policiales que arribó hasta el lugar.

Una auténtica muestra de descontrol. Que llevó incluso a que una clínica de la localidad emitiera un comunicado en el cual expresó su descontento y preocupación. Los responsables de Clínica Del Sol aseguraron que se trató de un acto de total falta de respeto por parte de jóvenes y padres "que no han entendido nada". 

"Es penoso que hasta ahora nos sentíamos desprotegidos por las autoridades gubernamentales, pero peor aún es que la propia población a la que le dedicamos nuestras vidas lo hagan a propósito", sintetizaron. 

Según el último informe epidemiológico de Cruz Alta, son 508 los casos positivos en el seno de una comunidad de unos 7 mil habitantes. 468 personas ya recibieron su alta médica y, lamentablemente, siete perdieron la vida con Covid.